jueves, 12 de noviembre de 2015

MaRAtONa Do PoRTo, ToCaDo PeRo No HuNDiDo¡¡¡

Aúpa Amigos¡¡¡



Uuuffff, la verdad es que no se por donde empezar....
Pero como siempre comenzaremos por el principio. Llegaba a Oporto en el mejor estado de forma de mi corta vida atlética, lo cual me hacia presagiar una buena carrera.

En mi caso, elegí Oporto porque así lo quiso la familia. Entre repetir Valencia o ir a Oporto donde tenemos unos amigos, los peques y Marta no se lo pensaron, Portugal, que en Valencia ya corriste el año pasado...
Ni que decir tiene, que yo encantado, porque habré estado más de 15 veces en Oporto, pero es una ciudad que me encanta y sus gentes siempre me han tratado de maravilla¡¡¡¡

El Domingo antes de la prueba, hablando con unos amigos salió el tema, de que hacer en el caso de que saliera un día malo para correr. Mi amigo en cuestión, me aconsejaba retirarme en el 15 y que lo intentara en otro sitio (Valencia, San Sebastián, Castellón...)
Yo le decía que no. Que eso no entra dentro de la mente de este popular. Eso puede estar bien para un profesional que busca una mínima para un mundial, olimpiadas, etc...
En mi caso particular, trabajo para mejorar, indudablemente, pero mi vida profesional no depende de una marca que me pueda dar acceso a una beca. Y  por si esto no fuera una buena excusa, la idea de mover a toda la familia, para volver a intentarlo, ufff, ni me la planteo.

Para mi, la Maratón es una fiesta...

Así que, como si de una premonición se tratará, en Oporto salió un día como el que salió. Ni el clima era el esperado, ni los 7/8 primeros km eran como esperábamos. Con lo que hubo que afrontar la prueba como si de un campeonato u olimpiada se tratara.
Es lo que hay y en estas condiciones hay que correr, ahora se trata de dar lo mejor de uno, sin acabar humillado como bien decía mi amigo Antonio.

Viajamos el Sábado pronto, salida del vuelo a las 8 A.M, con lo que a las 6 arriba. Vuelo tranquilo hacia Oporto, dejar las cosas en el Hotel, y directos a la feria del corredor. En mi caso, esto siempre es un trámite, ya que no me gustan este tipo de ferias, así que al ir con los críos, más rápido aún si cabe.



Crucero por el Duero, para ver la arquitectura de los 6 puentes, una cerveza en la playa de Matosinhos, donde incluso Mario metió las piernas, comida a base de Spagettis Bolognesa, y a descansar al Hotel.



Bueno eso es un decir, porque Mario y Guille no andaban por la labor¡¡¡
Breve paseo, cena junto con otros FFDR a base de rissoto, y para al Hotel, donde entre pitos y flautas no llegamos hasta las 11.

El Domingo, amaneció como el Sábado, despejado y con el solete calentando el ambiente. Ya desde primera hora se veía que iba a apretar. Cuando uno sale del Hotel, en pleno Noviembre a las 7:15, en pantalón corto y manga corta, es que algo falla....

Tras dejar la mochila, y encontrarnos con el resto de FFDR, a buscar la sombra que para tomar el sol ya habrá tiempo....



Como la organización ha tenido a bien darnos un dorsal de elite, nos colocamos en las primeras filas y nos preparamos para la salida.
Jaime y Alvaro van a tirar de mí hasta que no puedan más. Hablamos los tres antes de la salida, y ya les digo, que la primera parte (los primeros 7 km) que son los que no conozco, tienen pinta de no ser planos. Eso unido al calor que ya hace, me hace replantear la carrera y rebajar pretensiones. Si pasamos la media en torno a 1:20 no pasa nada, ya tendremos tiempo si hay fuerzas de tirar al final.

Dicho y hecho. Se da la salida, y en efecto, los primeros km, son un continuo sube y baja bastante tendidos, que no te permiten acoplar el ritmo al previsto. De vez en cuando voy dando alguna que otra orden a Jaime para que aminore un poco la marcha y no desgastarnos sobre todo en esos primeros 5k. (3:53/3:55/3:49/3:45)



Al trío se nos ha pegado un corredor de Tres Cantos que va un poco a tirones, pero bueno, toda compañía es poca. Yo dejo hacer, y voy tapado por Jaime y este corredor.
El segundo 5k, es un poco más favorable y los tiempos así lo reflejan. Momentos dulces de la carrera, que permiten ir chocando las manos con las cheerleader que van subidas en un coche abriendo carrera. Me costó cruzarme solo dos veces con ellas, para que gritaran todas a la vez ""AuPaNaCHo", si lo sé, pero es que es mi manera de correr....

Parciales de 3:41/3:46/3:48/3:43/3:43.

El km que nos lleva al 11, lo conozco bien, lo he hecho unas cuantas veces en coche en mis numerosas visitas a Oporto. Les digo a mis "liebres" que aflojen y que lo subamos con calma. Después de esta subida, empezaremos a llanear o al menos falso llanear. Km 11 en 3:52. Llevo un rato ya escuchando la respiración de Alvaro muy forzada, y apenas acabamos de comenzar.
Pero para nada me esperaba, que justo al terminar la subida a Leixoes, dijera:"Chicos no voy, me descuelgo".
La noticia, cae como un jarro de agua fria, ¡¡¡solo estamos en el 11¡¡.
Después de un poco de desconcierto, le digo a Jaime que se quede con Alvaro, que no merece la pena que se desfonde, la carrera se le puede hacer muy larga, apenas han pasado 4 semanas de su 2:43 de Chicago...

Los siguientes km, son de desconcierto. Me he quedado KO, pero poco a poco me voy rehaciendo, ya solo en compañía del de Tres Cantos. Aunque pronto este me dice que lleva sudando desde el 2, y que no sabe cuanto aguantará. Yo le contesto, que si no va cómodo cuanto antes coja su ritmo mejor para él. .Km 12 y 13 3:45 y 3:50
Aún así damos caza otro corredor, y aún tardará un poco en descolgarse. No sé el momento en el cúal lo hice, no miré nunca hacia atrás.



Hace ya tiempo que no controlo el ritmo por el Garmin, simplemente lo miro cuando pico un km y le doy al lap, ya que desactive el Autolap.
En esta MAratón, y a tenor del calor tomaré tres geles, dos que llevo y otro que me dará Marta en la Media.
Normalmente el primero lo suelo tomar en la media, pero hoy el primero caerá en el 15.
Me lo tomo y ahora ya sí replanteo  la estrategia. Esto me hace volver a conectarme a la carrera, y replantear esta, vuelvo a disfrutar de la fiesta¡¡¡¡

Km 14 - 15 y 16 a 3:48 - 3:49 - 3:49. HE cogido marcheta...




Mientras me estoy tomando el gel, se me pega un portugués con una bicicleta, y me empieza a decir que el grupo que llevo delante va con una liebre y van a 2:40/2:42. Le digo que yo voy a lo mío, que queda mucha carrera y no quiero desfondarme.

Ahora pega el aire de cara, y si que pienso que puede ser una buena idea. Pasado un poco de tiempo, mi amigo el ciclista vuelve. Espanhol, venga¡¡¡ vamos eu te podo ajudar¡¡ Me vuelvo a negar, a ver si me van a ver y me descalifican por ir con un tio pegado con la bici¡¡¡¡

La verdad es que ya llevo un par de km a este ritmo y la distancia se mantiene...
Me sigue hablando, y me dice que ahora viene la zona más rápida del circuito, que aproveche. Es hora de tomar decisiones, y como la carrera se ha vuelto más bien táctica, le digo"" vale voy a intentarlo, pero espero a que pase la pequeña subida de la fortaleza, al fin y al cabo es un pequeño fartlek"" me sonríe, si Fartlek¡¡¡¡

Dicho y hecho, pasada la fortaleza y aprovechando el ligero descenso, cambio el ritmo y me lanzo...
Ahora sí la distancia empieza a menguar y pico esos dos km juntos en 7:20. me uno a ellos y me pongo a cola. Ha costado menos de lo que esperaba, con viento a favor y en ligera bajada, les he recortado 5 seg por km. Cojo su ritmo y recupero enseguida.

Pasados unos minutos, mi colega el de la bici, pregunta: Vermelho, Vermelho¡¡¡ oK?? A lo cual le contesto levantando el pulgar acompañado de un muito obrigado.
Vamos camino de la media, allí está Marta con los niños.

Hace ya tiempo que voy corriendo por sensaciones. No miro parciales, ni del 15 K ni del 20 K. Hoy no es día para ello. El haber enganchado al grupo, me ha quitado esa presión del reloj. Se ve que hay un par de corredores que llevan la voz cantante, y llevan el ritmo con soltura. Se que a estos ritmos no debería de sufrir, que para ello hemos entrenado.
No veo el punto km 21, pero si el de la media, pico en 1:20:03. Pienso que no está mal, pero se que el calor está haciendo mella, ni mucho menos las sensaciones son las de Talavera 4 semanas atrás, aquel día a ritmos de 3:32min/km iba bastante más comodo.

Diviso la bandera de España a lo lejos, y les empiezo a hacer señales con la gorra, ya me han visto¡¡¡
AupaNAcho¡¡¡¡ me paro como siempre, le doy un beso a Marta, la digo que hace mucho calor y que va a ser dura, le revuelvo el pelo a Guille y cojo el gel que me da Marta. Echo a correr de nuevo, y me doy cuenta que me ha dado el gel de Alvaro también, rápidamente lo tiro al suelo en su dirección y la digo que Alvaro se ha quedado.

Las buenas sensaciones están ahí, me ha venido bien conectar con un grupo que sabe a lo que juega. Nos dirigimos al Puente de Luis I, y con ello a la zona más bonita de la carrera, y por ende con más animación. Aparece el temido adoquinado, hasta ahora desconocido para mi en carrera. Cruzamos el puente, giramos a la derecha y tocan ahora 3 km por la zona de las bodegas do Vinho do Porto. Suelto un :""que pasote correr por aquí¡¡¡"

La zona adoquinada se deja sentir en la pisada y también en los ritmos. La marginal pica un poco hacia arriba y vuelve a soplar el aire de cara. Nos cuesta adaptarnos al nuevo terreno, y aunque el grupo duda en subirse y correr por la acera, lo desestimamos, hay bastante público y habría que salirse unos 15 metros. Empiezan a picarse todos los km´s por encima de 3:50....

Empezamos a cruzarnos con los que son cabeza de carrera, van ya desperdigados, menudos ritmos¡¡¡
Esta zona es en su mayoría de sombra y el fresquito se deja notar, hace que me recupere bastante bien, y empiezo a tomar posiciones delanteras en el grupo.

Me cruzo con Juan José, el corredor del U.A Coslada y le animo, Aupa Paisano¡¡¡
Tras 3Km, giro de 180º y de nuevo a correr en dirección al puente de Luis I.
Nos pegamos  a la roca que nos protege del sol y comenzamos nuestra particular escapada. Hace ya tiempo que he decidido correr por sensaciones.

Me cruzo con Alvaro, chocamos las manos, le digo que está siendo duro pero que voy bien... Me cruzo con muchos de los compañeros de FFDR, nos animamos. Sin duda fue la parte más disfrutona del recorrido. Particular ilusión me hizo cruzarme con Fernando de Running Panama, al que le solté un Aúpa Panama¡¡¡¡ De pronto nos encontramos con uno de los corredores que iba en cabeza tirado en el suelo, está inmóvil, le están poniendo suero, uff que mal trago, esa imagen queda en la retina para el resto de la carrera....

De nuevo el adoquín hace estragos. Los  ritmos mejoran unos 3/4 seg por km, pero aún así no baja de 3:50. El 2:40 también se ha ido ya....
Pero el fresquito y estar a cola unos km's me han venido bien. Tanto, que no he tardado mucho en comandar el grupo. Sin forzar la máquina demasiado, noto que me escapo junto con uno de los portugueses...

Con todas estas, mi compi y yo llegamos de nuevo al Puente, abarrotado de gente. La subida hacia el puente se me clava en las piernas, y así se lo hago saber a mi compañero. Pico el 32 en pleno puente, 4:00 min/km, Recuperamos el aliento bajo el majestuoso amasijo de hierro. Al salir giro a la derecha y de nuevo vuelvo el Sol. Un sol que a estas alturas ya calienta más de la cuenta. Nos acercamos al Km 31y ahora así, toca reunión con uno mismo y replantear la carrera.






El grupo perseguidor

Quedan 11 Km y con este calor, me digo que ya solo queda una, llegar a meta con la mejor de las sonrisas para MArta y los chicos¡¡¡

Como he dicho anteriormente, no fue carrera de calculadora, no miré parciales, no sé que proyección llevaba en el 30. No miré hacia atrás en ningún momento de la carrera, no sé si el grupo de 4 que habíamos dejado atrás venía cerca, lejos, solo iba concentrado en mis sensaciones....
Tras el puente, tan solo 1 km en dirección al puente que en su día diseñó Gustavo Eiffel, tan solo uno, pero bastó para recordarnos, que el fresquito de la zona de las bodegas( a buen seguro aderezado con mucha humedad), había sido solo eso, un espejismo, un oasis dentro del desierto donde ahora nos adentrábamos...

Tras ese km, de nuevo giro de 180º, antes hemos podido ver a los que nos preceden. Volví a cruzarme con Juan José, ni mi Aúpa fue el de antes, ni su cara tampoco. Ni la de él ni la de los negritos que le precedían, los rostros reflejaban lo dura que estaba siendo la batalla¡¡

Me cruzo con Alvaro y mismos rostros, ya no hay choque de manos...

Esos 3 km tras el puente aún los mantenemos en torno a 3:55. Entre ellos el 32.

El viernes pude hablar con  mi amigo Javier Unyko, me dijo el 32 es el mío, ahí habrá que desenpolvar los tambores.

Pero, me niego a dedicarle este km, aquí no hay batalla, solo supervivencia, lo dejo para más adelante, y con esa espinita sigo corriendo....

Cruzamos un túnel, que nos lleva al palacio de la Bolsa. En el está proyectando imagenes de la película de carros de fuego, mientras suena la banda sonora de la película. Hay carteles, recuerdo el primero :¿Te da miedo la oscuridad? No estás solo...

El fresquito del túnel se agradece, pero a la salida, de nuevo adoquín, ligera subida, para luego ya en ligero descenso afrontar los últimos 7km de carrera.

Ahora ya sí, levanto el pie de manera descarada, cojo velocidad de crucero en torno a 4:15 y a capear el temporal. El recuerdo que tengo es dantesco¡¡¡¡

Yo, circulando por los km 35 a 37, que coincide con la media maratón en sentido contrario, y cantidad de gente andando en sentido contrario, todo esto salpicado con un suelo completamente lleno de vasos vacíos tirados a lo largo de la calle....

Tocado pero no hundido, agazapado bajo mi gorra blanca.....


Es ahora cuando empieza el maratón psicológico, y mi cabeza empieza a repetir, Nachete ""estás tocado pero no hundido"", frase que repetiré para mis adentros en más de una ocasión hasta el 40.

No sé muy bien porque, mi cabeza no se girará hacia atrás en ningún momento. Soy consciente de que el ritmo que he puesto en torno a 4:20, hará que tarde o temprano me pasen como aviones, pero nada más lejos de la realidad, en vez de ser cazado aún pasé a un par o tres de corredores que iban muy castigados...

Esta fase de la carrera, me recordó mucho a esos últimos km's de la maratón de Marrakech, donde apenas se veía una inmensa recta de unos 3 km con mucha calima al fondo y apenas público en los lados.

Vas tocado pero no hundido¡¡¡¡

El aire azota ahora un poco más que al principio, y mi mente va pensando en tomárselo con calma. Sé que hay que volver a subir hacia la fortaleza de Sao Jorge, y encima volveremos a vernos las caras con el adoquín. Poco antes me dan caza un par de los corredores de aquel sexteto. Me pongo a su rueda, y aún sigo unos metros con ellos, pero llegada la subida, una vez más relajo, no quiero sufrir...
Una vez salimos de la fortaleza, ligera bajada, y de nuevo otra interminable recta que ahora ya sí nos habrá de llevar hasta la meta.

Tocado pero no hundido....

En los avituallamientos, aprovecho a beber agua y ducharme completamente. No soy yo de mojarme, es más por la zona de las bodegas, mi compi y yo abroncamos a un bombero por no cerrar la manguera a nuestro paso, aquello era el 30, ahora es bien distinto, ahora me quedaría bajo la manguera un buen rato..

Poco a poco la pareja se va marchando, y otras pisadas se van acercando. No me giro: ""ToCaDo PeRo No HuNDiDo""
Allá por el 39 me dan caza una de las liebres y un corredor manco. De nuevo me uno a ellos durante un tiempo. Van sufriendo como titanes, sobre todo el manco, la liebre va tirando de él a muerte. De nuevo pienso que no es mi guerra y les dejo ir. ""ToCaDo PeRo No HuNDiDo""

En el 40 nueva ducha de agua, y ahora ya sí empiezo a saborear la gesta de concluir un nuevo Maratón en unas duras condiciones. Se que los niños y Marta aguardan por mí a apenas ya un par de Km. Me empiezo a notar extremadamente FeLiZ, y ahora sí, saco mis TaMBoReS De GueRRa.
Pero esta vez los uso para festejarlo, los hago sonar, vaya que si lo hago. Ahora sí mi recuerdo para Javier Unyko, estos dos km si son dignos, no en los ritmos, pero si en las emociones¡¡¡¡

De nuevo, levanto la cabeza, esa cabeza que el sol del Atlántico me hizo bajar para protegerme allá por el Km 33. Me hizo correr cabizbajo durante unos km, pero ahora  soy yo, AUPANACHO  el que le desafía, el que le mira a los ojos y le dice aquí estoy yo¡¡¡¡¡

Una cuesta en el 41 intenta arrebatarme la sonrisa, pero no puede, pienso que coño hace esto aquí??? aprieto los dientes y corono, me dejo caer en la bajada.



Y como no había habido bastante, una cuesta más, la última la que lleva a la meta. Allí está los amigos de FFDR que han corrido los 15 km y las mujeres de muchos de ellos. Aúpa Nacho¡¡¡¡¡

Choco con ellos, giro a la derecha, y allí está la bandera de España, esa que siempre nos acompaña a las Maratones.... Estallo de felicidad, si de FeLiDiDaD, porque voy tocado pero no HuNDiDo¡¡¡
 me paro ante la grada y monto mi show, aspamientos con los brazos, logro que la grada se venga arrriba, que disfrute casi tanto como yo con la llegada.






Ultimos 25 metros, ahí están las niñas de los pompones, las mismas con las que choqué mis manos en el 10. Chocamos de nuevo, ahora ya veo el reloj, marca 2:45... y me siento muy feliz, hoy no era día de marcas....
Como siempre beso el anillo como siempre hago, en gratitud a Marta, por permitirme disfrutar de mi hobbie y apoyarme. Beso cada uno de los tirantes donde llevo el nombre de mis hisjos...

Al llegar, me paro me arrodillo y beso el suelo.....



LA cara lo dice todo, feliz por haber terminado una maratón más¡¡¡ TOCADO PERO NO HUNDIDO¡¡¡¡¡


De ahí directo a saludar a la familia.  no sin antes parar a tomar una cerveza bien fresca junto a mis compañeros de batalla. Después y como siempre hago, saqué un par de cervezas, una para Marta y otra para el grande de Nico, que ellos también se la merecían después de aguantar bajo el sol¡¡

Gracias a todos los que de una manera u otra me apoyasteis¡¡¡
Algunos incluso que no conocía, y tuve el placer de conocer en Oporto, como Rubén de Ourense ¡¡





Después y como no puede ser de otra manera, a celebrarlo por todo lo alto¡¡¡¡
Estuvimo degustando un cabrito en salsa y un delicioso arroz de marisco en el restaurante O GaVeTo de MaToSiNHoS, regado primero con unas superbock, para luego pasarnos al Vinho Tinto, y de postre mousse de Chocolate...



La sobremesa para nosotros duró poco, porque otro de los alicientes de este viaje era ir a ver a Iker Casillas jugar con el Oporto. Hasta allí que nos fuimos toda la familia¡¡

Allí podemos continuar con la fiesta, ya que gracias a unos amigos que tenemos en la ciudad de Oporto, nos invitaron a un palco, así que os podéis imaginar, cervecita y vinho do Porto mientras veíamos al Oporto ganar -0 al Setubal. Al finalizar el partido, una imagen para el recuerdo, con el estadio ya vacio pudimos degustar de nuestra última copa de vinho, to un lujo.....







Si ya de por sí había acabado contento, el conocer que había terminado en la posición 24 de un maratón internacional con 4500 llegados, me dejaron un buen sabor de boca.

Echando un vistazo a las clasificaciones, uno de da cuenta, de que asumiendo incluso que uno pudo cometer errores en momentos puntuales de la carrera, logré capear el temporal. Entre ellos, no bebí isotónico, porque no lo ví¡¡¡¡ y pensando que me darían en carrera no le dí a Marta el Powerade como siempre suelo hacer.
Un debe para la organización, los vasitos de isotónica me dijeron que estaban en las mesas, no fueron ofrecidos nunca, y no es que yo fuera muy acompañado¡¡¡
Otro debe, anuncian duchas, y solo había una y más de 5 min andando¡¡¡¡ bueno yo no tuve que esperar y me permitió estar listo en un periquete para ir a la celebración con la familia¡¡¡
Lo que he podido leer en foros portugueses, la gente se ha quejado de que los avituallamientos al final fueran cada 5 km. No sé si esto fue así, pero a mí al final se me hacía eterno llegar hasta el siguiente...

Ya, ya sé que el no se consuela es porque no quiere, pero algunos datos que reflejan la dureza de la carrera hasta en los profesionales:
Primera vez que quedo delante de la primera mujer en una Maratón internacional, llegó a invertir 2:47:59, habiendo pasado la media en 1:19:55, es decir 5 segundos por delante de mí...
El primer clasificado invirtió 1:04:09 en la media y 1:10 en la segunda media
El segundo clasificado 1:04 y 1:14
El tercero 1:05 y 1:14
El cuarto 1:09 y 1:13:30
El qinto 1:09:35 y 1:13:45
El sexto 1:07:18 y 1:19
El séptimo 1:06 y 1:17¡¡¡¡
El 8º 1:12:20 y 1:17:40

y así podríamos seguir... cuando veo esto, entiendo porque solo me pasaron 5 corredores en esos últimos 9 km¡¡¡

En fín, esto es Maratón, y tiene estas cosas, no he de negar que ahora según van pasando los días, mi cabez ya piensa en donde atacar esa marca que creo tengo en las piernas, en caliente, la cabeza me pedía revancha cuanto antes(Sevilla???), pero ya en frío la cabeza me pide descanso.
La idea antes de Oporto era recuperar y meterme un poco en el mundillo de los crosses durante el invierno, quizás haga eso, y ya con calma busque un Maratón para primavera....

Gracias Marta, Mario y Guille (este último aunque dijera que el no quería dormir siesta porque el no tenía que correr ninguna Maratón) , sin vosotros no sería igual¡¡¡